Yo, lo reconozco, soy mucho más de sol y de calor que de meses grises, fríos y lluviosos. Pero también os diré que a cada estación le saco su encanto y me convierto en “disfrutóloga” de todo lo que nos ofrece. No me gusta que los días se acorten y menos aún que cambien la hora. …